Usabilidad web: Red routes aplicadas a UX

¿Qué son las “red routes” o rutas rojas?

El concepto de “red routes” (rutas rojas) aplicado a la usabilidad es acuñado por David Travis, Managing Director de Userfocus, en 2006.

Red routes (rutas rojas) aplicadas a UX

Las “red routes” son las principales arterias viales de Londres, marcadas con líneas rojas, en las que no se puede parar o estacionar.

Son un 5% de las vías que soportan el 30% del tráfico rodado. El objetivo es que el tráfico sea fluido y rápido, evitando así problemas y retenciones. Gracias a ellas se ha mejorado un 20% el tiempo de recorrido en las líneas de autobús y reducido en un 6% los accidentes.

mapa_rutas_rojas_londres

David Travis es quien propuso la metáfora de trasladar el concepto de “rutas rojas” a nuestro sitio o aplicación web en su artículo “Red route usability: The key user journeys with your web site”. Es decir, identificar las actividades críticas, los trayectos clave de nuestros usuarios, y asegurar que los recorren de la manera más sencilla y rápida posible, eliminando todo obstáculo de usabilidad en ellos.

Una “ruta roja” es un camino crucial que el usuario va a recorrer para lograr un objetivo y tenemos que garantizar que puede recorrerlo de manera sencilla, sin distracciones, sin interrupciones, ofreciendo la mejor experiencia posible.

Por ejemplo, en un ecommerce una “ruta roja” será “elegir un producto”, otra será por ejemplo “comprar un producto”.

Para identificar estas “rutas rojas” es necesario tener en cuenta la frecuencia de las actividades y la naturaleza crítica de la actividad. Además, las “rutas rojas” deben estar en sintonía con los objetivos clave de las personas usuarias.

Priorizar y enfocarse en lo más importante, las “rutas rojas”, asegura un diseño centrado en las necesidades reales de los usuarios y es una manera de luchar contra la “Featuritis”, que es la tentación de añadir más y más características. Permite que las funciones menos importantes no distraigan la atención, no sobrecarguen la interfaz.

¿Qué nos permite definir las rutas rojas?

Definir las “rutas rojas” también nos permite decidir, en un desarrollo ágil, qué funcionalidades desarrollar primero en un software, las actividades principales que la gente espera poder llevar a cabo y por las cuales compra el producto, serían el MVP (Producto Mínimo Viable).

Cuando hablamos del diseño de actividades, hay que diferenciar entre actividad (elegir un producto, comprar un producto, etc.) de las tareas concretas en las que se desglosan.

En el caso de “elegir un producto”, Travis nos comenta en el artículo lo importante que es para el usuario asegurarse de que está eligiendo la mejor opción. La actividad “elegir un producto” se identifica como “red route”. “Elegir un producto” es la actividad, que se puede materializar en una serie de tareas con un objetivo común: leer los comentarios sobre el producto, comparar productos, etc.

Las “rutas rojas” según Travis deben tener cinco características:

  • Una “ruta roja“ hace referencia a una actividad completa, no a una simple tarea.
  • Una “ruta roja” tiene implícita una medida de logro obvia, como es el caso de “comprar un producto”, al contrario que las medidas de éxito generalistas, “que el sitio sea fácil de usar”.
  • Una “ruta roja” debe ser portátil a un sitio de la competencia. Una “ruta roja” es una actividad que refleja un objetivo de alto nivel del usuario en el sitio y que, por tanto, seguramente puede realizar en otro sitio de la competencia.
  • Una “ruta roja” se centra los objetivos, no en los pasos del procedimiento, no dicta una implementación concreta.
  • Una “ruta roja” es precisa y realista, se centra en los objetivos más importantes para el usuario y la organización.

“Red routes” dentro del Diseño Centrado en el Usuario

En el proceso del Diseño Centrado en Usuario se distinguen varias fases iterativas. En este caso voy a referenciarlas de acuerdo a las fases de Garret.

elementos de la UX

Qué contenidos y funcionalidades le ofrecemos al usuario y su priorización se realizan en la fase de “Enfoque”.

Por tanto, no podemos definir la arquitectura de información y el diseño de interacción, ni por tanto comenzar el prototipado (fases “Estructura” y ”Esquema” ) sin saber cuáles son las “rutas rojas” de nuestro sitio.

De la misma manera, no podemos identificar las “rutas rojas”, sin hacer ux research, sin pasar por la fase de “Estrategia”, donde obtendremos toda la información necesaria sobre nuestro público objetivo y sus necesidades, pero también sobre los objetivos de negocio.

En consecuencia, la definición de las “rutas rojas” se asienta en la información que obtenemos durante la fase de investigación.

¿Cómo saber si una funcionalidad de nuestra aplicación se encuentra en una “ruta roja”?

David Travis propone, en “How red routes can help you take charge of your product backlog” hacerse dos preguntas:

  • ¿Cuántos usuarios necesitan/usan esa función?
  • ¿Con qué frecuencia los usuarios necesitan/usan esa función?

En base a ellas rellenamos una matriz con dos ejes: en el eje vertical la frecuencia y el horizontal el número de usuarios. El código de color nos da la prioridad, si se encuentra en una “red route”.

tomtomLas “Red routes” nos ayudan a priorizar los problemas de usabilidad

David Travis propone tres preguntas que pueden hacernos priorizar los problemas de usabilidad de nuestro sitio y definir si son “críticas” y es urgente resolver, si son “serias” y hay que resolver lo antes posible o si tienen una criticidad “media” o “leve”.

Se basa en identificar si se produce en una “ruta roja”, si es difícil de superar (y el impacto que tiene en la finalización de la tarea) y de su recurrencia.

Árbol de decsión de una ruta roja: David Travis

 

Rik Williams, basándose en este, propone el siguiente en Red Route Usability Prioritisation Flow Chart:

¿Está en una red route? ¿Afecta al negocio? ¿Tiene mucho tráfico?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *